lunes, 25 de marzo de 2013

Al desnudo


Hoy, me desnudo y comparto aquí la experiencia más maravillosa que se puede vivir.

Hoy, me desnudo y lo hago ante todos, los que me conocen y los que no. Los que saben como fue y los que lo descubrirán ahora.

Hoy, Adriana, rememoro tu llegada...


... Y noto el calor de las manos de tu padre, que me masajea durante las contracciones.

... Y recuerdo estar en la bañera junto a la comadrona, que lentamente va echando agua caliente por mi espalda.

... Y me siento segura estando en casa, porque no se me ocurre otro lugar más seguro y confortable. 

... Y me veo privilegiada por estar rodeada de las personas que me acompañan en el camino que me tienes preparado.

... Y me muevo en la oscuridad, haciéndote el camino con cada postura.

... Y siento alivio con cada pujo, te siento cerca, muy cerca... ¡Ya estás aquí! Una llegada rápida e intensa.

... Y me descubro poderosa y capaz. Orgullosa de que nuestro encuentro haya sido tan íntimo y hermoso. 

... Y te encuentro agarrada a mi pecho al poco de nacer.

... Y estoy feliz por estar todos juntos, por no haberme separado ni de ti ni de tu hermano. 

... Y me doy cuenta de lo especial que ha sido la experiencia para todos. 

... Y sé que nunca tendré suficientes palabras de agradecimiento para las comadronas que lo hicieron posible.


Hoy, descubro la mirada atónita de la gente cuando digo que disfruté en el parto. Por eso hoy le cuento al mundo entero que sí que se puede, que otra forma de parir es posible. Intensa, salvaje y pura.

Porque el miedo es el fruto del desconocimiento, y debemos cuestionarnos lo que culturalmente hemos aceptado como normal, para sentirnos liberadas y vivir ese momento como nunca nos habríamos imaginado. 


PD: Gracias a las personas que me apoyaron y me acompañaron en este hermoso camino.

4 comentarios:

  1. Muchas gracias! Me alegro que os guste y espero que todas las mujeres podamos vivir un parto respetado y consciente.

    ResponderEliminar
  2. Lindo, Patri. Indescriptible e inolvidable esos momentos, sin duda. Precioso y maravilloso que hayas querido compartir esto. Mi más sincera enhorabuena.

    Cris

    ResponderEliminar